¿Por qué es importante suscribir contratos con tus clientes y proveedores?

En la mayoría de las ocasiones, cuando se comienza un emprendimiento, las primeras compras y contactos son de amigos y familiares, razón por la cual, estas relaciones comerciales, no siempre se formalizan debido el grado de confianza que se tiene entre las partes.

Así pues, el suscribir contratos con clientes y proveedores no debe depender de factores como el tamaño de la empresa, antigüedad de la misma, o servicio y/o producto que se ofrezca, en ese sentido, en toda relación comercial, siempre debe haber un contrato de por medio, formalizando así, las relaciones desde el primer momento.

Lo anterior, toda vez que el contrato es esa herramienta esencial y de la cual no puede prescindir una empresa a la hora de realizar un negocio, y de llevar a cabo transacciones con clientes y proveedores, pues de esta manera, se formaliza la misma; a su vez, el contrato es una hoja de ruta para las partes, pues en este se pactan obligaciones y derechos de cada extremo.

Ahora, si bien los contratos son la hoja de ruta, para que este realmente prevenga inconvenientes futuros, debe ser claro y preciso; un contrato que utilice un lenguaje sencillo y concreto ayudará a las partes a su entendimiento y que no existan diversas interpretaciones.

Por otro lado, como emprendedores, muchas veces se tiene una falsa creencia relacionada con que al iniciar un proyecto no se puede exigir la suscripción del contrato con clientes y proveedores, porque se daría una imagen de desconfianza, creencia errónea, toda vez que los contratos cumplen una función contraria y es justamente dar esa seguridad contractual a las partes sobre el cumplimiento del negocio.

Es pertinente mencionar, que cuando se va a contratar con personas jurídicas es necesario solicitar y revisar el certificado de existencia y representación de la empresa, para conocer limites y capacidad de contratación de la misma, adicionalmente, se debe verificar que se encuentre vigente, es decir, que se esté dentro del plazo establecido en los estatutos, y que el objeto esté acorde con el negocio a realizar.

Finalmente, la suscripción de contratos con proveedores y clientes debe verse como un aliado de la relación comercial, pues es el único mecanismo que podrá evitar eventuales diferencias en cuanto a derechos y obligaciones, ayudando a que puedan ser dirimidas entre las partes, ahora, si esto no sucede y es necesario la intervención de un juez, el contrato ayudará a que la resolución del conflicto sea más rápido y ajustado a lo pactado por las partes.

Por: Laura Silva Barrera – Consultora de Servicios Legales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba